Ajustes de la guitarra

Altura de las cuerdas y afinación octavas

Si queremos correr con un coche es fundamental que todos los componentes funcionen perfectamente y que esté todo optimizado para sacar el máximo provecho con el mínimo esfuerzo.
Con una guitarra es lo mismo y, afortunadamente, es un poco más sencillo.

En este artículo te explicamos los conceptos fundamentales que debes conocer para ajustar los dos elementos más importantes para poder disfrutar más de tu instrumento: 
  • altura de las cuerdas 
  • afinación de las octavas
Antes de empezar hay que mencionar que hay una figura profesional que suele hacer este trabajo con precisión: el luthier. Lo mejor que puedes hacer si eres principiante es llevar tu guitarra a un buen luthier y ver mientras la ajusta, así aprenderás poco a poco algunas nociones básicas de la mano de un profesional.

¿CUÁNDO HAY QUE AJUSTAR LA GUITARRA?

En principio cada vez que cambiamos calibre de cuerdas y de todas formas es recomendable por lo menos una vez al año. 
También cuando compramos una guitarra nueva deberíamos ajustarla según nuestra necesidad.

1. ALTURA DE LAS CUERDAS

Uno de los problemas que encontramos con más frecuencia es la correcta altura de las cuerdas.
Por un lado podemos encontrar guitarras "duras" donde las cuerdas son muy altas, o guitarras que son más suaves pero que trastean (las cuerdas rozan contra los trastes produciendo un sonido metálico).
Explicamos entonces cómo funciona la altura de las cuerdas y cómo afecta al sonido.

Si las cuerdas están separadas del mástil menos será el riesgo de trasteos. Además la guitarra tendrá más sustain (el sonido tiene mayor duración) y el ataque de las notas será más definido. Lo negativo es que también será más dura de tocar.
Si por otro lado acercamos las cuerdas al mástil la guitarra será más suave y fácil de tocar, pero llegará un punto donde empezará a trastear, a perder volumen y en algunos casos también a salir sonidos raros (sobre todo en los trastes agudos).

LA ALTURA PERFECTA
Tienes que saber que aunque hay medidas de referencia, no existe una altura perfecta de las cuerdas, cada guitarra tiene una construcción diferente y sobre todo, cada guitarrista tiene unas exigencias específicas y dependiendo de eso necesitará una altura personalizada.
Dicho esto, en línea general se suele tener una altura lo más baja posible para poder tocar ágilmente y sin esfuerzo cualquier pasaje, sin sacrificar la calidad el sonido. Un mínimo de trasteo puede ser normal en una guitarra eléctrica, siempre que no afecte el sonido amplificado.

ELEMENTOS QUE AFECTAN LA ALTURA
Ahora que conocemos los puntos positivos y negativos vamos a analizar los elementos que nos ayudan a conseguir el resultado deseado.
Los tres elementos son:
  • Cejuela
  • Puente
  • Alma (Truss rod)
Cejuela:
Es la parte entre mástil y pala donde apoyan las cuerdas antes de enrollarse en el clavijero. Este elemento aunque se pueda lijar de forma casera, es recomendable no modificarlo o pedir a un luthier que lo haga.

Puente:
El puente de una guitarra eléctrica es la parte más accesible a cualquier guitarrista que quiere probar variar la altura de las cuerdas. Dependiendo del tipo de guitarra hay diferentes puentes, pero casi todos tienen en común unos tornillos para subir o bajar la altura de las cuerdas.
Existen puentes donde puedes ajustar la altura de cada cuerda de forma individual (estilo Fender Stratocaster: dos tornillos por cada selleta) y puentes que te permiten ajustar la altura de forma más general (estilo Gibson Les Paul: dos tornillo para todo el puente). En el primer caso podremos conseguir un ajuste más preciso, aunque nos costará un poco más tiempo.

En el puente de una guitarra acústica no existen piezas ajustables, así que tendremos que lijar el puente, para hacer que las cuerdas queden más cercanas al diapasón y podamos digitar con cierta comodidad. Esta es una operación que tenemos que hacer con cuidado, porque si lijamos demasiado las cuerdas trastearán, el puente ya no nos servirá y tendremos que comprar uno nuevo. Eso si, suelen ser baratos. Para lijar el puente existen lijas específicas, en cualquier caso, cualquier lija puede servirte.

AJUSTAR LA ALTURA DEL PUENTE 
  • Afina la guitarra
  • Si tienes selletas individuales empieza por la primera cuerda
  • Sube o baja la selleta y vuelve a afinar
  • Prueba si ahora la altura es la correcta (no trastea en ninguna parte del mástil)
  • Repite el proceso por cada cuerda

Si no tienes selletas individuales:
  • Afina la guitarra
  • Sube o baja el tornillo inferior
  • Vuelve a afinar y comprueba que las primeras 3 cuerdas no trastean
  • Sube o baja el tornillo superior
  • Vuelve a afinar y comprueba que las cuerdas 4, 5 y 6 no trastean
  • Comprueba ahora todas las cuerdas en todos los trastes para estar seguro que no hay ruidos raros

Ten en cuenta que si las cuerdas trastean muy ligeramente es algo normal, sobre todo en guitarras eléctricas.


Alma:
En inglés “Truss rod” es una barra de acero o fibra de carbono que se halla dentro del mástil con el fin de contrarrestar la tensión de las cuerdas y mantener la linealidad del mismo.
Este elemento es uno de los más difíciles de arreglar para un principiante y es buena norma dejar ajustar esta pieza al luthier.
De todas formas te vamos a dar algunos consejos para que puedas averiguar si tu guitarra tiene problemas con este componente.

El mástil de la guitarra puede curvarse hacia fuera (hacia las cuerdas), hacia dentro (como si fuera un arco), o estar en posición plana.
Un mástil bien ajustado tiene que tener una ligera curvatura hacia dentro, tiene que ser cóncavo. Si es demasiado cóncavo entonces será más difícil la ejecución. Por otro lado si se curva demasiado hacia fuera las cuerdas rozarán con los trastes creando zumbidos.

Para medir la curvatura del mástil debemos presionar la cuerda en el primer y último traste del diapasón y observar la distancia que queda entre la cuerda y el traste 7 aproximadamente. Si la cuerda toca el traste, el mástil está totalmente recto o incluso tiene curvatura o relieve negativo. Esto significa que tenemos demasiada tensión en el alma y deberíamos aflojarla un poco. Si por el contrario existe una distancia entre la parte baja de la cuerda y el traste, el relieve está en el sentido correcto, sólo tenemos que medir esta distancia para saber cuánto relieve tenemos. La distancia normal se encuentra entre 0,3 y 1,0 mm, pero dependerá de tu guitarra y de tu manera de tocar.

AJUSTAR EL ALMA:

Afina la guitarra y mide la curvatura
Afloja un poco las cuerdas y ajusta el truss rod, dando 1/4 de giro al tornillo
Espera 5 minutos y vuelve a afinar
Mide nuevamente la curvatura y valora si está bien o si tienes que repetir el proceso

Algo  importante  a  tener  en cuenta  es  que  las  correcciones del alma deben  hacerse  gradualmente. Poco a  poco. Debemos girar  el tornillo del truss rod 1/4  de vuelta, esperar  5  minutos y comprobar la distancia entre cuerda y traste. 
El mástil tarda un tiempo en  corregir su curvatura. Por eso debemos  esperar un  poco entre cada giro del tornillo, para  dar tiempo a que el mástil llegue  a la  posición  final debida  al ajuste.  Así nos  aseguramos de  que no  apretamos o  aflojamos en  exceso. Puede  que unas  horas o  un par  de días  más tarde,  sea  necesario volver hacer una pequeña corrección del ajuste, porque la madera  haya  seguido corrigiendo su curvatura.

Ten en  cuenta que  si se  aprieta demasiado  podemos incluso  romper el mástil,  sobre todo si hablamos de guitarras con maderas de poca calidad. Pero no  tengas  miedo. No es fácil romper el mástil. Tú mismo puedes hacer los ajustes, sólo hay  que tener la precaución de ir haciéndolos poco a poco.


2. QUINTAR u OCTAVAR LA GUITARRA

Otra de las cosas más importantes y que puedes hacer tú solo es quintar la guitarra (también se utiliza la palabra "octavar"). Este proceso consiste en afinar las octavas (de aquí "octavar").
Cada cuerda apoya en dos puntos: la cejuela y el puente. Aumentar o disminuir la distancia entre estos dos puntos afecta la afinación de las octavas.

Si tocamos una cuerda al aire y la misma cuerda en el traste 12 debería ser exactamente la misma nota una octava más arriba. Pero a veces ocurre que esta sea un poco más aguda o más baja, decimos que la octava está desafinada.
En guitarras que tienen selletas móviles (tipo Fender Stratocaster) este problema se resuelve rápidamente girando el tornillo de la selleta. Éste moverá la pieza hacia la pala (acortar la longitud de la cuerda) o hacia el puente (alargar la longitud). 

En práctica:
  1. Coger un buen afinador.
  2. Empezar el proceso de octavación desde la cuerda más fina. 
  3. Toca la cuerda abierta (al aire) y mientras ésta suena, afina en la nota correctamente.
  4. Toca la nota del traste 12. Si esta nota es más aguda que la nota abierta debemos alejar el sillín de la cejuela para hacer más larga la escala (el sillín se mueve hacia el puente). Si la nota es más grave, debemos acercarla (el sillín se mueve hacia el mástil).
  5. Volver a afinar la cuerda abierta y repetir el proceso hasta que las dos notas coincidan.
  6. Repetir todo este proceso por cada cuerda

Si nuestra guitarra no tiene selletas móviles no podemos arreglar directamente las octavas. En ese caso si las octavas estuvieran desafinadas habría que pedir ayuda a un luthier.




OTROS ARTÍCULOS QUE PUEDEN INTERESARTE:
  1. 10 Consejos para mejorar como guitarrista
  2. Partes de la guitarra
  3. Cómo sostener correctamente tu guitarra
  4. 10 licks de Blues
  5. Progresión I-VI-II-V mayor